Telefónica lanzó TrustOS, un contrato inteligentes que facilita la comunicación entre diferentes Blockchains con una capa de abstracción en forma de API para poder interactuar con éstos de forma sencilla.

En la actualidad, unas quince startups prueban TrustOS en su programa de Blockchain. Estas empresas cubren diferentes usos desde la gestión transparente de activos, distribución o apropiación de contenido audiovisual sin licencia, monitorización del estado del vehículo para mercados de segunda mano, tarifas flexibles de aseguradoras, certificación alimentaria de productos ecológicos, trazabilidad de los parámetros o certificación de documentos. Ejemplos perfectos de casos de uso por el cual se idearon las smart contracts.

Las startups fueron seleccionados por el programa Blockchain Activiation, una iniciativa de Telefónica para estimular proyectos que cuenta con la colaboración de Wayra. Siete empresas en Latinoamérica y tres en Europa participaron de la inicitavia.

La intención es que TrustOS se adapte a la mayor cantidad de plataformas Blockchain posibles. Según el equipo de desarrollo, garantiza tener una versión estable que funciona con la tecnología Hyperledger sobre Ethereum. Al trabajar sobre Ethereum también se abre la posibilidad de lanzarse en Quorom o Corda.

Los 4 nodos de TrustOS

Según Telefónica, TrustOS se distribuye en una serie de módulos independientes e interoperables entre sí. Su smart contract maneja la lógica, mientras que su API creará una capa de abstracción para que la interacción sea más sencilla. TrustOS pretende ser una solución sencilla que sólo necesite conectividad HTTP y de un sistema de retroalimentación con el usuario que permita ayudar a evolucionar el proyecto por sí sólo.

Por el momento, existen cuatro módulos que forman parte de TrustOS: Track, Token, Settle y Trust.

El proceso comienza con Track que crea un registro notarial para la trazabilidad del ciclo de vida de un activo. El nodo Token crea tokens para representar un nuevo valor. Este nodo otorga valor transferible en la red a objetos físicos, personas, acciones o cualquier cosa imaginable. Después, Settle es el nodo que aglomera toda la información y vía un smart contract lo distribuye en el Blockchain. Finalmente, Trust es el nodo que permite obtener una instantánea o representación del estado de cualquier activo y registrarlo sobre una Blockchain pública.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *