Nissan firmó un contrato con Oracle Cloud Infrastructure para trasladar sus cargas de trabajo informática de alto rendimiento, con la intención de achicar los costos y recuperarse de la recesión económica que sufrió en 2019.

El fabricante japonés de autos utiliza un sistema de dinámica de fluidos computacional (CFD) y simulación estructural para el testeo de la aerodinámica e integridad física en los vehículos construidos, y llegó a la conclusión que la plataforma y kit de servicios de Oracle generaría mejores rendimientos en la ejecución del software de simulación para el diseño automotriz. El hardware acelerado por GPU de la empresa estadounidense le supondría a Nissan más eficiencia energética y menos costo.

En sintonía con el ahorro de dinero, las compañías de automóviles recurren a proveedores de la nube para procesar y administrar datos de trabajo en el aprendizaje para automatizar los sistemas y crear autos conectados.

Nissan, por su parte, en plan de reestructuración para volver a rentabilidad en 2023 (durante 2019 registró los peores resultados interanuales), reducirá la producción mundial, descontinuará los modelos no rentables y se abocará a mejorar la gama de autos eléctricos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *