F5 Networks anunció  la publicación de su reporte del estado de los servicios para aplicaciones 2020. La encuesta de este año demostró que muchas organizaciones comienzan a recibir beneficios en cuanto al incremento de escala y velocidad de la implementación de aplicaciones.

Sin embargo, este valor puede traer consigo una complejidad importante cuando las organizaciones conservan una infraestructura heredada y al mismo tiempo utilizan cada vez con mayor frecuencia múltiples nubes públicas y privadas, implementan arquitecturas de aplicaciones modernas, y enfrentan un panorama de amenazas complejas y en evolución.

Al mismo tiempo, las organizaciones adoptan más servicios para aplicaciones diseñados con el fin de agilizar la implementación en entornos de nubes públicas y nativos de contenedores, como una red de servicios y un control de ingreso. Los datos de la encuesta indican que esta tendencia se acelerará conforme las organizaciones logren aprovechar al máximo los datos que su ecosistema de aplicaciones les proporciona (creando con ello recursos analíticos avanzados y mejores resultados en los negocios).

El reporte refleja los aportes de cerca de 2.600 encuestados a escala global de diferentes industrias, tamaños de compañías y funciones laborales. A los participantes se les cuestionó sobre los retos y las oportunidades que presenta el proceso en curso de la transformación digital. Sus respuestas proporcionan un punto de vista único de las tendencias que dan forma al panorama de las aplicaciones (y la forma en que organizaciones de todo el mundo se están transformando para satisfacer las demandas siempre cambiantes de la economía digital).

Aspectos sobresalientes de la encuesta

La encuesta demuestra que mientras las compañías utilizan arquitecturas heredadas, multinube, de nube híbrida y modernas para distribuir aplicaciones, sus requisitos de servicios para aplicaciones también evolucionan. Para hacer frente a limitaciones en habilidades y a retos de integración, las organizaciones eligen ecosistemas abiertos que ofrecen estandarización. Los encuestados aprecian servicios para aplicaciones que sean seguros y fáciles de usar. El reporte ofrece un examen a fondo de cinco hallazgos clave:

  • 80% de las organizaciones están en proceso de transformación digital (y hacen cada vez mayor hincapié en agilizar la salida al mercado de sus productos). Conforme las organizaciones avanzan en sus iniciativas de transformación digital, las iniciativas de optimización de procesos de TI y de negocios maduran. Muchas organizaciones han llegado más lejos de simplemente automatizar procesos de negocios y ahora están escalando su huella digital con la nube, contenedores y orquestación. A su vez, esto impulse la creación de nuevos ecosistemas y un incremento masivo en los volúmenes de llamadas a APIs.
  • 87% de las organizaciones adoptan el modelo multinube y la mayoría siguen batallando con la seguridad. Las organizaciones aprovechan la nube pública para participar en ecosistemas de la industria, aprovechar arquitecturas nativas de la nube y distribuir aplicaciones a la velocidad de los negocios. Sin embargo, las organizaciones tienen mucha menos confianza en su capacidad de resistir un ataque en el nivel de las aplicaciones en la nube pública comparado con un centro de datos en premisa. Esta discrepancia ilustra una necesidad cada vez mayor de contar con soluciones de fácil implementación que puedan garantizar una seguridad uniforme en múltiples entornos.
  • 73% de las organizaciones están automatizando la red para incrementar la eficiencia. Sin que resulte sorpresivo, dados los principales motores de la transformación digital (la optimización de procesos de TI y de negocios), la mayoría de las organizaciones están automatizando la red. A pesar de los retos, las organizaciones se vuelven más diestras y apuntan hacia una implementación continua con una automatización más uniforme en todos los componentes principales del canal: infraestructura de aplicaciones, servicios para aplicaciones, red y seguridad.
  • 69% de las organizaciones utilizan 10 o más servicios para aplicaciones. A medida que maduran y escalan arquitecturas de aplicaciones nativas, un porcentaje más alto de organizaciones están implementando servicios para aplicaciones relacionados, como control de ingreso y descubrimiento de aplicaciones, en premisa y en la nube pública. Un entorno de aplicaciones moderno requiere servicios para aplicaciones modernos para cumplir con requisitos de escala, seguridad y disponibilidad.
  • 63% de las organizaciones aún asignan la responsabilidad principal de los servicios para aplicaciones a las operaciones de TI; y no obstante, más de la mitad de los encuestados están cambiando también a equipos inspirados por las operaciones de desarrollo (DevOps). Los equipos de operaciones y de infraestructura continúan asumiendo la responsabilidad principal de seleccionar e implementar servicios para aplicaciones. Sin embargo, conforme las organizaciones amplían sus portafolios de aplicaciones nativas de la nube y de contenedores, los grupos de operaciones de desarrollo asumen una mayor responsabilidad por los servicios para aplicaciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *