Por José Renato de Mello Gonçalves, vice-presidente de Orange Business Services para América Latina

Las redes 5G van a cambiar definitivamente la vida de todas las personas –algo que ya venimos escuchando. Pero para tener una dimensión de cuánto, basta con analizar los números. Según una investigación de Opensignal, la velocidad de descarga de los usuarios de smartphones con tecnología 5G en los Estados Unidos puede llegar a 1815 Mbps (megabits por segundo). Con 4G, el promedio es de 22 Mbps. Es decir: el 5G posibilita descargas 82 veces más rápidas en relación con el 4G.

Para la industria, el escenario no es diferente. Las redes ethernet, actualmente predominantes en el sector, pueden incluso ser eficientes, pero requieren el uso de grandes cantidades de cables. Es decir, migrar a una red inalámbrica como el 5G, además de intensificar la velocidad de producción y capacitar el uso pleno de tecnologías, como la realidad aumentada, ayudará a optimizar los espacios físicos.

 Un punto crucial para la aplicación efectiva del 5G en la realidad industrial es la sinergia entre el área de TI y el área de operaciones, el llamado suelo de fábrica o TO (Tecnología Operacional). Después de todo, con una tecnología de conexión tan potente, el tránsito de datos debe alcanzar proporciones sin precedentes. Con TI y TO trabajando juntos, estos datos pueden convertirse en referencias valiosas para aumentar la productividad y la seguridad (tanto la cibernética como la de los trabajadores).

El concepto de network slicing (o corte de red) es otra innovación muy interesante que el 5G puede traer a las fábricas del futuro. Como su nombre lo indica, permite la separación del tráfico de red para determinados objetivos como, por ejemplo, aumentar la velocidad de respuesta de un activo determinado de la industria según las necesidades de producción.

Como siempre suelo reforzar: las tecnologías innovadoras necesitan colaboración para funcionar, bajo el concepto de co-innovación. El Grupo Orange, por ejemplo, forma parte de la Alianza 5G para industrias conectadas y de automatización, la 5G-ACIA, un foro global de colaboración que reune a industrias de automatización, ingeniería, procesos, operadores y proveedores de telecomunicaciones, además de varios institutos científicos. El objetivo principal es crear un ecosistema saludable para la implementación del 5G industrial y alinear los intereses de las fábricas de los más diversos tipos.

Todo indica que el 5G llegará para transformar, y la industria no puede quedarse atrás. Una revolución tan grande revela un largo camino por delante, pero las expectativas para el final de este proceso son las mejores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *