En medio de la guerra fría geopolítica que involucra al gobierno de Estados Unidos y la china Huawei, Cisco publicó hoy, jueves 7, una «llamada a gobiernos y ciudadanos por el mundo» para que la privacidad sea considerada un derecho humano fundamental en la economía digital. La compañía destaca que los cambios que serán traídos por Internet de las Cosas, 5G e inteligencia artificial deberán remodelar las relaciones de las personas con la tecnología. Por eso, Cisco «urge a gobiernos a adoptar leyes exhaustivas e interoperables de protección de datos para asegurar ese derecho».

Como medida inicial, el proveedor solicita al gobierno de EEUU el desarrollo de una ley federal de privacidad para asegurar la protección de los datos. «El sistema estadounidense debería no sólo tratar de solucionar las discusiones actuales sobre monetización de datos de consumidores, debería buscar solucionar necesidades complejas de privacidad de un mundo donde decenas de miles de millones de dispositivos están conectados a Internet», afirma en el comunicado citando complejidad del ambiente con la IoT. Se pide interoperabilidad entre diferentes regímenes de protección de la privacidad; que se evite el reajuste de obligaciones legales, buscando una legislación uniforme que se alinee con el consenso global; y garantice a los consumidores que los derechos de privacidad se aplican de forma robusta y sin «litigios innecesarios».

Para el contexto global, Cisco lista elementos para componer legislaciones de privacidad. En seguridad, tanto la responsabilidad designada para proteger la confidencialidad, la integridad, la disponibilidad y la resiliencia de los datos. En transparencia, sugiere que se exija explicación sobre cómo los datos son recolectados, usados, transferidos y divulgados. La responsabilidad (accountability) también se menciona, pidiendo que se garantice la gobernanza de datos bajo la tutela de la entidad, incluyendo un equipo de protección de datos, aplicando un enfoque basado en riesgo. Ya en innovación, la compañía quiere que iniciativas basadas en concepto multisectorial sean reconocidas para mejorar la transparencia y mostrar caminos para implantación.

En el comunicado, el CEO y presidente de Cisco, Chuck Robbins, declara que la empresa pide «legislación integral e interoperable por el mundo que permita el movimiento ético de datos entre países». También afirma que las leyes «deberían basarse en principios clave de seguridad, transparencia, razonabilidad y responsabilidad, porque la privacidad es un derecho humano fundamental».

Contexto

El posicionamiento de Cisco tiene lugar en un momento en que el gobierno de Estados Unidos presiona a los países a revisar las relaciones con Huawei en plena fase de modernización de redes de telecomunicaciones en la preparación para la llegada de la 5G. La compañía china llegó a ser indicada por el Departamento de Justicia de Estados Unidos con acusaciones de fraude fiscal y de espionaje industrial.

En el año 2014, el ex colaborador de la agencia estadounidense de seguridad (NSA), Edward Snowden, afirmó que el gobierno de EEUU habría implantado backdoors en equipos de Cisco -en particular, en la solución de firewall, en su implantación de la herramienta de intercambio de claves para descifrar datos en una red privada virtual (VPN). Para ello, utilizaron una brecha en los firewalls, falla que fue confirmada por la propia Cisco en la época.

La privacidad, por su parte, ya está garantizada en la declaración universal de los derechos humanos de las Naciones Unidas. En el artículo XII del documento, hay la siguiente redacción: «Nadie será sujeto a la interferencia en su vida privada, en su familia, en su hogar o en su correspondencia, ni el ataque a su honor y reputación. Todo ser humano tiene derecho a la protección de la ley contra tales «interferencias o ataques.»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *