Ascenty comunicó el desarrollo de la conexión de sus centros de datos con las estaciones de aterrizaje de cables submarinos en Brasil. Prevé que, para fines de 2020, la red de fibra óptica de la compañía llegue a Praia Grande, Praia do Futuro y Río de Janeiro.

Del mismo modo, la red está preparada para la vinculación con el cable Malbec, que conectará al país con Argentina, y el EllaLink, que unirá a Brasil y Europa. A la espera de comenzar a operar en diciembre, el objetivo es reducir la latencia de las conexiones y ofrecer interconexiones con alcance global.

Ascenty tiene 22 centros de datos en Brasil, Chile y México (15 de ellos se encuentran en funcionamiento, mientras que los restantes están en proceso de construcción).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *